Animales

Cómo Cortar las Uñas al Perro en Casa - Consejos para hacerlo de Forma Segura

Pin
Send
Share
Send
Send


¿Cada cuánto tiempo debo cortarle las uñas a mi perro? ¿Cómo saber si ya necesita un corte o no? ¿De verdad es necesario hacerlo? ¿No se desgastan solas? Las uñas son las grandes olvidadas de nuestras mascotas, es un cuidado que muchas veces no sabemos cómo gestionar o tenemos muchas dudas. ¡Te las despejamos!

Cómo cortar las uñas a un perro

El corte de uñas debe formar parte de la rutina higiénica de los perros domésticos. Lo ideal es hacerlo con unas tijeras de hoja corta, haciendo un corte oblicuo con cuidado de no acercarte demasiado al nacimiento. Las uñas de los perros tienen dos zonas: la más oscura es así porque tiene sangre y venas, si cortas por ahí, le harás daño y sangrará, hazlo por fuera de esa zona.

Si tienes dudas sobre cómo cortar las uñas a un perro o no te ves capaz de hacerlo, puedes pedirle al veterinario o al peluquero canino que lo hagan por ti. Sin embargo, si te explican y ves cómo se hace, con un poco de práctica pronto podrás hacerlo tú sin problema ninguno.

Ya ves, saber cada cuánto debes cortarle las uñas a tu perro no es posible sin conocerle, ya que cada caso es diferente. ¡Recuerda que estamos aquí para ayudarte siempre que tengas dudas en el cuidado de tu mascota! Y acude sin dudar a tu veterinario cada vez que sea necesario.

Tijeras normales

Las tijeras normales son parecidas a las que los humanos empleamos para cortarnos nuestras uñas, aunque adaptan las hojas a las uñas de los animales. Son un tipo de tijeras que exigen ejercer más fuerza que otros cortauñas. En el mercado, las contemplamos en varios tamaños y es posible emplearlas con cualquier perro, aunque su uso es más recomendable para canes de pequeño tamaño.

Cortauñas para perros

Los perros más corpulentos con uñas más gruesas exigen una presión y una fuerza que las tijeras estándar, en ocasiones, no pueden hacer frente. Por ello, el cortaúñas para perros se convierte en la mejor opción para cortar las uñas al perro grandes dimensiones.

2. Elige el momento ideal

No es recomendable cortar las uñas a tu perro cuando este se encuentra bastante activo. Hay que aprovechar aquellos instantes donde el can no está alterado para llevar a cabo este proceso. Nos referimos a momentos puntuales como después de comer o tras hacer ejercicio físico. El agotamiento de tu fiel compañero te ayudará a cortar sus uñas con mayor comodidad y calma por su parte.

3. Crea un ambiente de tranquilidad

Aparte de aprovechar los momentos de calma de tu perro, tienes la responsabilidad de crear un ambiente relajado en el que tu mascota se sienta cómoda. Para empezar, es recomendable que tu perro pierda algo de sensibilidad en las patas. Para ello, es conveniente que toques sus patas con frecuencia para que el can se adapte al contacto físico en estas áreas. También es importante el tono de voz. Debe ser bajo para crear una atmósfera ideal.

4. Coloca a tu perro en una posición cómoda

La posición que elijas debe ser cómoda tanto para ti como para tu can. Cuando vayas a cortar las uñas de las patas delanteras, es aconsejable sujetar la pata en la palma de tu mano, ambas apuntando en la misma dirección. En esta posición, es acertado colocar los dedos en las almohadillas del can y el pulgar en la parte superior para manejar el corte con mayor efectividad.

En las patas posteriores, lo recomendable es colocar a la mascota de costado y posicionar tus brazos en el cuerpo de la misma, para que puedas sostener la pata posterior y cortar las uñas con el suficiente control.

5. Comienza a cortar la punta de las uñas

Es mejor prevenir que curar, por ello creemos que lo ideal es ser bastante conservador en el corte. Es preferible comenzar a deshacernos de la punta de las uñas e ir profundizando el corte con cuidado y poco a poco. ¿Cuándo debemos parar de perfilar? Cuando contemplemos que la superficie del corte tiene una forma ovalada. De esta forma, evitaremos introducirnos en el hiponiquio del perro y evitaremos heridas en la uña.

Facilitas su v >

Como podrás saber, estos pequeños amigos de cuatro patas son seres que se caracterizan por ser sumamente juguetones, por lo que es muy común verlos jugar felices al aire libre, corriendo de un lado a otro, persiguiendo algo (o a alguien) o excavando un hoyo.

No hay que ser un genio para adivinar que en dichas actividades, es muy normal que suelan quedar residuos de cualquier tipo dentro de las uñas del canino, lo cual es algo que ocurre frecuentemente cuando las tienen largas y puede ocasionarles infecciones que a veces resultan dolorosas y peligrosas.

Si bien no podrás evitar que tu perro esté en contacto con dichos residuos, es de suma importancia que mantengas sus uñas cortas para que pueda jugar y hacer su vida perruna sin ningún tipo de preocupación, aún cuando el roce las desgaste y evite que crezcan con la velocidad normal.

Así mismo, cuando estas no están largas podrás limpiarlas con más facilidad, lo cual es algo que también deberás hacer si deseas que tu canino cuente con uñas sanas y bonitas.

Cortar las uñas evita que sufra lesiones dolorosas

Esta es otra de las razones más importantes, ya que cuando tu perro tiene las uñas largas, suele sentirse muy incómodo y realiza sus actividades de una forma más precavida de lo normal, por lo que vive de una manera condicionada para no sufrir ningún daño.

Uno de los más comunes es cuando se les rompe la uña al quedar atrapadas en toallas, cobijas o diferentes tipos de telas, lo cual es algo extremadamente doloroso para el canino, y puede generar un fuerte sangrado que en muchas ocasiones produce una peligrosa infección.

Por otro lado, mantenerlas cortas es algo imprescindible si tu canino vive dentro de tu casa, ya que en numerosas oportunidades es común que estos se resbalen cuando limpies el piso, hecho que puede generar hasta fracturas.

Evitas que se le encarnen

A pesar de que esto pueda ser una sorpresa para algunas personas, al igual que en los seres humanos, a los caninos también se les puede encarnar las uñas, lo cual es algo que ocurre solamente cuando las tienen largas.

Como podrás imaginar, esto es algo no solamente incómodo, sino también muy doloroso para nuestros caninos, sobre todo cuando esta situación ha ocurrido tras un traumatismo o una lesión, ya que en estos casos la solución gira en torno a una intervención quirúrgica.

Comparte el post

Desde muy pequeñitos, a los cachorros hay que cortarle las uñas por dos motivos. El primer motivo es por su seguridad, los cachorros nacen con unas uñas muy finas que pueden hacerse daño en los ojos porque constantemente están en movimiento. En segundo lugar porque si desde pequeño los acostumbramos a que hay que cortar las uñas, a medida que va creciendo, ya tiene el hábito adquirido y nos será mucho mas fácil. No es lo mismo agarrar a un pequeño cachorro de apenas un kilo y algo de peso que una vez convertido en perro adulto, su peso es mucho mayor.

Hay que tener muy claro, antes de comenzar con dicha tarea, como son las uñas de los perros. Los perros tienen en sus uñas unas venas que como las cortemos sangrarán abundantemente. No les hacemos daño pero es muy desagradable. Si alguna vez ocurre hay que limpiar la zona y desenfectarla.

Mi recomendación es cortar las uñas cada poco tiempo y así solo tener que cortar la punta de la uña que dejar que la uña crezca en exceso y luego tengamos que cortar mas cantidad.

Cortar las uñas es muy fácil y mucho mas con los cortadores específicos que hay para uñas de perros. Solo hay que comprar uno en una tienda especialista en mascotas y lo tendremos en casa.

Si las primeras veces no nos vemos capaces, podemos llevar el cortaúñas a la consulta del veterinario, aprovechando una de las muchas visitas que tendremos que hacer en los primeros meses del cachorro y que el propio veterinario se la corte, y así nos enseña como hacerlo.

Mis cachorros y mis perros no necesitan cortes de uñas porque son perros que están en jardín constantemente y ellos mismos se lijan las uñas, se les desgasta de forma natural pero si el perro, es un perro que vive en el interior, si hay que hacer los cortes de uñas.

Los perros de mas de 20 kg , tengan la vida que tengan tampoco necesitarán cortes de uñas frecuentes, así que podemos dejar el corte de uñas a la visita anual del veterinario y nos quitamos ese quehacer que no es fácil y lo delegamos en un verdadero profesional.

Nos daremos cuenta si necesitan o no ser cortadas las uñas porque las uñas siempre tienen que estar a ras del suelo, a ras de las almohadillas y que queden horizontales.

En caso de tener que cortar las uñas, partiendo que tenemos el cortador adecuado, solo hay que coger la uña, mirar bien para distinguir donde termina la uña y donde comienza la zona de venas y cortar unos 4 mm por debajo de esa zona, siempre en inclinación hacia el interior de la pata del perro.

A medida que el perro va siendo un poco mayor para recibir recompensas, se le premiará después de un corte de uñas.

Las primeras veces, casi seguro que necesitaremos ayuda con una segunda persona para que nos sujete al perro pero una vez que el perro adquiere el hábito del corte de uñas, se dejará sin ningún problema.

Sobre el mes de vida mas o menos se le debe de dar el primer corte de uñas. Digo mas o menos porque en la foto que os dejo, podéis ver claramente como esas uñas ya están largas. Ahí tienen 16 días y como aun no andan, no la desgastan y esas uñas largas y afiladas solo les puede causar daño en los ojitos si se frotan.

¿Cómo cortar las uñas a mi perro de forma adecuada?

A sabiendas de que esto es algo que suele ser un poco difícil para muchas personas, facilitaremos a continuación una serie de consejos que hará de esto algo fácil y efectivo:

  • En primer lugar, debes elegir el instante en el que tu canino se encuentre más relajado para proceder a cortar sus uñas, ya que en estos momentos te harán más caso y estarán menos inquietos.
  • Si el baño no represente ningún problema para tu pequeño amigo, lo mejor que puedes hacer es bañarlo antes de cortar sus uñas, ya que de esta forma estarán mucho más suaves.
  • Una vez que hayas hecho todo esto y vayas a comenzar, debes sostener firmemente su pata para evitar que realice algún movimiento brusco. Aunque pueda parecer obvio, no está de más señalar que no debes aplicar mucha fuerza, ya que pueden sentir dolor y reaccionarán de manera agresiva.
  • Evita cortar la carne viva que se encuentra cerca de su uña, ya que de lo contrario esto puede generarle un fuerte sangrado.
  • Recorta gradualmente y con mucho cuidado el extremo de la uña hasta llegar a la carne viva.
  • Felicita y dale a cariño a tu canino una vez que hayas terminado, ya que de esta forma el se sentirá tranquilo y evitarás que sienta rechazo ante este tipo de situaciones.

Si cumples cada uno de estos consejos, cortar las uñas a tu peludo compañerito será pan comido.

Pin
Send
Share
Send
Send